conejos ok

Animales ya no servirán más para probar cosméticos en Colombia

Cuatro años tendrán las fábricas pequeñas, medianas y grandes para certificarse como libre de crueldad animal. El INVIMA tendrá la responsabilidad de cerrarle la puerta a los productos testeados en animales y la Superintendencia de Industria y Comercio sancionará con multas entre los $110 millones hasta los $141.000 millones a quienes incumplan. 

Isolated and confined at Noveprim, Spain

Escalofriantes pruebas del sufrimiento animal que muestran como estos son aprovechados por la industria cosmética, sirvieron para convencer al Congreso para aprobar esta ley que evita el uso de animales en las pruebas de cosméticos y la exportación o importación de estos productos a Colombia. Por ejemplo, conejos ciegos dentro de hileras de bastidores, con su piel quemada, y ratas con tumores en su cuerpo son algunas de las imágenes que ayudaron a frenar las pruebas de cosméticos en animales. Estas fueron presentadas por el congresista Juan Carlos Losada y  por Richard Aguilar de Animal Defenders International (ADI), una organización que durante treinta años se ha infiltrado en laboratorios para mostrarle al mundo las torturas de la industria de las cremas, maquillajes, productos de limpieza personal y perfumes.

no es tiempo

“Son 40 los países que han optado por esa legislación, siendo Reino Unido el primero en sacarla adelante en 1998. Después siguieron India, Israel, Nueva Zelanda y la Unión Europea. En Estados Unidos se logró la Ley de Cosméticos Humane para eliminar gradualmente los experimentos.”

UIazOKF

El equipo llegó con un arsenal de investigaciones que mostraban cómo se probaba la efectividad de un producto, obligando a conejos y ratones a inhalar dosis de sus componentes químicos o aplicándolos directamente sobre sus pieles hasta que dejen de causar reacciones alérgicas o cancerígenas. Incluso se utilizan monos y perros para estos fines. Cientos de animales son criados en soledad en jaulas angostas y desde ahí despachados a distintos lugares. Aunque hay cerca de 1.700 marcas “libre de crueldad animal”, que hacen experimentos en cultivos de piel o producciones de corneas con células humanas, otras se resisten a frenar las pruebas en conejos y ratones. 

Fuente: las2orillas.co