En las horas de la noche las autoridades judiciales acudieron a una residencia sobre la Calle 47 Número 10 Sur – 61, donde fueron hallados los cuerpos desnudos y sin signos de violencia de dos jóvenes mujeres de 24 y 21 años de edad que, al parecer, son provenientes del Valle del Cauca.

Según las autoridades judiciales, los cuerpos de las dos víctimas fueron encontrados en una zona dispuesta como ‘discoteca’ detrás de un sauna y una piscina, recostados en un sillón de color azul junto a una bolsa con una sustancia pulverulenta de color rosado, popularmente conocida como ‘tusi’.

La tercera víctima fatal del hecho fue un hombre de 38 años quien falleció en la Clínica Las Vegas, donde se realizó la inspección técnica y se detalló que no presentaba signos de violencia y fue trasladado hasta el lugar por su conductor y escolta personal.

Desde la Secretaría de Seguridad de Medellín se lamentó este hecho resaltando que se evidencia que los ciudadanos siguen consumiendo este tipo de sustancias ilegales que ponen en riesgo la salud y, como en este caso, la vida de las personas.

Fuente: Minuto30

 Informe Echele Cabeza a continuación:

Si no es 2cb (tuci) entonces qué es?

Alerta y peligro por el mal llamado 2cb que no es más que una mezcla de sustancias peligrosa.

Sabemos por las muestras que hemos analizados desde el 2012, que más del 90% de lo que venden como 2CB o la policía bautizó “Cocaína Rosada” no lo es, entonces, sinó es 2cb qué es. El 2CB o Nexus es como se le llama a la molécula de 4-bromo-2,5-dimetoxifeniletilamina que es una feniletilamina psicodélica y no espara nada esa “sopa” de polvos peligrosos que venden carísimos y que la gente consume porque la revista semana en el 2012 la bautizó como “la traba de la elite” droga de “modelos, actores y políticos”.

Empecemos por aclarar que así como la policía llamo “ENDI” al “MDMA” por la pronunciación de sus dos primeras letras en inglés, ocurrió con el “TUCI” por la pronunciación del primer número y la primera letra de “2CB” en inglés.     

Vamos a compartir algunas preguntas que nos hizo la prensa para ustedes.

1-¿Recuerdan en qué época notaron la aparición del “tuci” en Colombia? ¿Los sorprendió? ¿Cuál fue la primera impresión?

A través de nuestra redes internacionales de proyectos similares, teníamos conocimiento de la masificación de la sustancia desde el año 2010, en el año 2011 conocimos de su arribo a Colombia a través de psiconautas, es decir, personas con experiencia que buscan conocer los efectos de las nuevas sustancias, por lo general pequeños grupos. El consumo se masifico en Colombia a finales del año 2012 con el bautizo equivocado de la Policía Nacional como la “Cocaína Rosada” y el titular sensacionalista y provocador de la Revista Semana -la principal revista de circulación nacional- la presentó al 2CB como “la Traba” de la elite: La droga sintética de moda en la rumba bogotana se llama 2CB. Decía que  Sus “clientes son modelos, reinas, actores y políticos”.  Desde esa vez no solo se popularizó su uso, sino también su falsificación y adulteración. Aquí la nota: https://www.semana.com/nacion/articulo/la-droga-2cb-traba-elite/267008-3

Nuestra primera impresión fue el impacto negativo que tiene el mal uso de la información por parte de las autoridades y los medios de comunicación, con el paso de los años notamos que esta mala práctica (recurrente en el tema de drogas) de anunciar la llegada del 2CB a Colombia fue todo un “marketing de drogas” que la masifico y la puso en la primera la lista de la curiosidad en drogas. El segundo aspecto vimos como en cuestión de semanas el mercado del narcotráfico se ajustó, preparó, falsifico una sustancia que la gente estaba demandado solo porque era la droga de “modelos, reinas, actores y políticos”. Desde entonces se mantuvo la misma base de adulteración con MDMA (éxtasis), ketamina, anilinas y en muy pocas ocasiones menos del 10% de 2CB hasta principios del año 2017.

2-¿Pueden contarnos los químicos que la componen? Acá se dicen muchas cosas. Hasta que tiene viagra (Sildenafilo).

El 2CB o 4-bromo-2,5-dimetoxifeniletilamina, también llamada “Nexus”, es una feniletilamina psicodélica de efectos medios y mediana duración, es decir, de 4 a 6 horas en dosis entre 15 y 30 mg. En el mercado no se encuentra de manera pura y nuestros análisis en los últimos 5 años han encontrado que el 95% de las muestras analizadas NO son 2cb sino otros componentes. Por ser una sustancia cuya dosis estándar es tan poca (30mg), es decir, la 33aba parte de un gramo, los narcotraficantes optan por completar los 967mg con otras sustancias o en la mayoría de las ocasiones no lleva 2CB la muestra.

En los primeros años 2.013 a 2.16 el 2CB contenía especialmente ketamina, metilsalicilato, anfetamina, MDMA y diluyentes, en ocasiones 2CB en muy poca cantidad. No obstante en el año 2017 y lo que va del 2018, los narcotraficantes han logrado convencer a los nuevos consumidores que el 2CB no es una sola molécula, sino una mezcla de diferentes sustancias cuya calidad responde a la formula del traficante que agrega determinadas sustancias, es allí donde está el principal peligro, pues ha permitido la entrada de NPS (Nuevas Sustancias Psicoactivas) como MDPV, PMA, catinonas y metanfetaminas que mezcladas, en dosis altas y el consumidor no conocer sus efectos se vuelven altamente riesgosas para la salud. El 2CB viene generalmente en comprimidos (pastillas) muy pequeños y ocasionalmente en polvo de color blanco, por tanto cualquier polvo que vendan como 2CB y tenga algún color ya está adulterado con anilinas y colorantes artificiales.

3-¿En qué momento notaron que pasó a ser (si es que lo es) una de las nuevas drogas de los jóvenes? ¿Mayormente se consume en fiestas electrónicas?

 

Notamos que desde el año 2012 ha tenido un auge y cada año llegan más analizar en los festivales en los que participamos. entre los años 2013 y 2015 Por su costo (40 Dólares el gramo) y difícil acceso se concentraba en poblaciones de consumo muy especializado, de alta capacidad adquisitiva y de música electrónica. No obstante, su auge, desde el año 2016 hemos visto su popularización y llegada a todos los estratos sociales y géneros musicales con una mayor presencia en el reggaetón y el mains stream, llegando también a los sectores populares. Sin embrago entre más barato y masificado los resultados de los análisis lo encuentran más adulterado y peligroso, en muchos casos sin tener presencia de la molécula original del 2CB.

4-¿Podrían explicarnos los riesgos del consumo de esta sustancia?

Los riesgos por lo que se consume como 2cb en Colombia son muy altos porque en el 95% de los casos no lo es y por el contrario son falsificaciones, adulteraciones, suplantaciones y mezclas de sustancias psicoestimulamntes muy peligrosas, es altamente probable que en la mezcla se use también Sildenafilo para aumentarla estimulación y de paso el riesgo de taquicardia e infarto. En su composición original los efectos esperados son sensación de inquietud pasajera, aumento de la energía corporal, percepción alterada de la realidad, dilatación de las pupilas, patrones visuales con ojos abiertos y cerrados, estimulación mental, nuevas formas de ver las cosas, sensación de perspicacia y cambios emocionales (buen humor, introspección, ansiedad y/o confusión).

Otro de los riesgos que hemos visto en los últimos meses, es que está empezando a llegar 2CB puro y original debido a la presión del mercado por conseguir la molécula original, pero como los consumidores nunca lo han tomado de verdad, ahora que llega el 2CB de verdad es altamente probable que tengan sobredosis. En la sobredosificación se pueden presentar náuseas, nerviosismo, ansiedad, frío o calor, fenómenos visuales que provocan confusión. En general, los síntomas habituales latentes en cualquier alucinógeno. Sin embargo, es una sustancia poco estudiada que requiere de tiempo y análisis, para profundizar en el conocimiento de sus efectos a mediano y largo plazo.

Por ser un mercado ilegal, la única manera de saber la composición de esta sustancia es analizándola antes de consumirla en programas de reducción de daños enfocados en la salud pública, por eso, si una persona ha tomado la decisión de hacerlo, debe iniciar por dosis muy bajas, conocer muy bien los efectos originales y los efectos de los posibles adulterantes, así como no mezclar con alcohol y hacerlo en condiciones de alimentación, hidratación, ventilación adecuadas con personas de confianza en un entorno seguro.

Lo lamentable es que los consumidores se acostumbraron a tomar un producto que no es el que esperan, por tanto no conocen los efectos positivos y negativos de esta sustancia. Algo similar ocurrió en el 2014 cuando a las personas les vendían NBOME suplantando el LSD, en esa época, como ahora, llegaron muchas intoxicaciones, crisis y hasta muertes asociadas a una sustancia que lentamente se fue conociendo que no era LSD y por el contrario una sustancias de base anfetaminica muy potente. Esperamos que, así como pasó con el LSD y el NBOME, los consumidores, el mercado, las autoridades de salud hagan los esfuerzo necesarios para evitar accidentes que lamentar por el consumo de esta “sopa” mal llamada “Tucibi”.

No more articles