'); } else { _e(''); } ?>
Share on Facebook
Share on Twitter
+

El proyecto Below the surface ha rescatado más de 700.000 objetos que sirven para estudiar la historia de la capital holandesa. Están catalogados desde hace 11.300 años hasta 2005.

Tiempo y agua. Eso es quizá todo lo que somos o hemos sido. La escritura no comenzó para dejar constancia de la Historia, sino para el presente, el día a día, como registro. Y ahora, en Ámsterdam, se ha decidido dar el paso contrario: quitar el agua y devolver un resto del tiempo que fuimos. Tras drenar por completo uno de los canales del río Amstel, se ha clasificado por estricto orden cronológico cada uno de los objetos que se han encontrado.El proyecto, Below the surface (Bajo la superficie), es una gozada para cualquier amante de cierta arqueología inesperada.

Este tremendo proyecto, inscrito dentro de las obras de metro Norte / Sur de la capital holandesa, ha acumulado alrededor de 700.000 ítems de toda época, desde hace 11.300 años, hasta 2005.

Por motivos obvios, sólo están presentes en la inmensamente bella web 11.279 fotografías, pero gracias a su estudio, los científicos del proyecto están estudiando los orígenes de la ciudad y la importancia crucial de su principal vía caudalosa en todo ello. Huesos, vasijas, cerámica, herramientas, armas, juguetes,… Todo aquello que el ser humano ha usado, desechado y olvidado rescatado del lecho del río para deleite, estudio y aprendizaje. De las cosas comunes. De lo cotidiano pero ya pretérito.

Fuente: 20 minutos

Share on Facebook
Share on Twitter
+
No more articles