Eres Fan?
Share on Facebook
Share on Twitter
+

Si entramos a Discogs y buscamos a Konstantinos Soublis como Fluxion, encontraremos varios de los releases que generaron identidad en el sublabel  Chain Reaction, una de las etiquetas que el legendario proyecto de Berlín, Basic Channel, optó por crear con el objetivo de capturar ese lado metálico, ambient y dub del techno, con aromas fríos, oscuros, pero sobre todo, con una visión escultórica. Fluxion, quien siempre se ha sentido atraído por las vibraciones de la música electrónica, admirando los sonidos como un espacio orgánico, líquido y natural que empuja los límites de un mismo beat, ha dejado caer su música en sellos como Vibrant Music, Echocord, Resopal Schallware y, actualmente, en la tienda española Subwax Bcn, la cual lo ha traído a nuestro portal para conocer esa trilogía que comenzó por allá en el año 2000.

Vibrant Forms III, es un álbum que trata de volver a conectar las actitudes liberales y experimentales con sonidos rígidos que, hoy en día, tienen un curso constante y evolutivo por medio de texturas, las cuales, según el mismo artista, pretende abrazar para dar espacio a la perfección y no dejar de lado el control. El álbum, que empezará a circular el pasado 17 de noviembre, pero antes, hablamos con el productor…

Para entrar en contexto. Cuéntanos, ¿cómo fue tú acercamiento a la música electrónica?

Entre los 18 y 19 años, empecé a tener interés por la música electrónica. Antes de eso, escuchaba música cinematográfica, que tiende a utilizar medios electrónicos. Más tarde, en la Universidad, en Reino Unido, entre en contacto con la escena underground de música electrónica. Por ejemplo, influencias que venían de Alemania, Estados Unidos y Reino Unido. En ese entonces, los DJs que eran más propensos a  la hora de mezclar diferentes estilos de sonidos, se centraban en contar una historia. Había un enfoque narrativo en oposición a una funcionalidad. Estudiar en Reino Unido, en la década de los noventa, fue la que hizo, tuviera mi primer acceso a la música electrónica.

¿Cuáles fueron esas cosas que te cautivaron y motivaron a dejar de ser un asistente más en la fiesta y ser la persona que pondría a bailar a todo el mundo?

Había comenzado a componer cosas, utilizando un piano. Luego, a los 15 años, utilice un sintetizador. Pero construí mi primer set-up cuando tenía 20 años y estaba expuesto a tanta música nueva –mientras estudie en el Reino Unido quise experimentar. No estoy seguro si lo que quería era haver bailar a todos, ya que mis influencias iniciales estaban mezcladas entre ambient, techno y cine, pero más que nada, quería contar una historia y expresar mis pensamientos. Al principio, inicie grabando sesiones de 30 y 60 minutos, construyendo pasajes improvisados e ideas sobre beats repetitivos. Después, mientras mi técnica mejoraba, ya era capaz de saber qué esperar de mi equipo, así que empecé a utilizar de una manera poco ortodoxa para obtener resultados interesantes.

Grecia ha sido un país donde la arquitectura se ha encargado de contar diferentes historias a todo aquel que la admira. Si miramos tú música, sucede lo mismo: solo aquel que está presente (en tus sesiones) o escucha tú música desde el hogar, tiene una conexión diferente para contar. En ese sentido, ¿qué vínculo busca crear con las personas a través de tú música?

Las formas y figuras que intento crear y expresar con mi música son, a veces, contradictorias. Fragilidad y, al mismo tiempo, fortaleza en conjunto, pero poderosa, delicada y balanceada. Nuestra educación; nuestras imágenes de la vida cotidiana; nuestra nueva vista desde la esquina que ocupamos en este planea; nuestro patrimonio cultura y geopolítico, nos influyen directa o indirectamente.

La conexión que estoy buscando, es una que permita al oyente rellenar, el espacio para rellenar partes de su mente. Esto permite que él/ella sea capaz de escuchar la misma pieza de una manera diferente, estando en un estado diferente o entre dos personas diferentes. Eso es lo que me gusta como oyente, mirando que me ofrezcan algo adicional o diferente cada vez que se escucha de nuevo.

fluxion

La música juega un papel importante en el sistema educativo de tú país. Con esto en mente, ¿qué tan importante es conocer el pasado de la música?

No estoy seguro de si juega un papel más importante que en otro países de la Unión Europea o en el extranjero. La historia musical es importante hasta cierto nivel en el sistema educativo. Después de cierto punto, es importante, siempre y cuando, tú objetivo sea poner este conocimiento en uso, ya sea como un académico o un compositor, o un músico.

 

Cuando una tienda de discos tiene cierta reputación y está siendo ecléctica en la música y sellos que representa, y atrae a figuras claves de la escena, entonces los discos se mueven con rapidez y con ello la difusión de noticias.

 

La tienda de discos Subwax Bcn ha estado haciendo un gran trabajo al recuperar releases que marcaron un punto definitivo dentro de la cultura electrónica. ¿Cómo se dio tu relación con ellos?

Sí, creo que son un gran negocio holístico autónomo. Ellos son un negocio de 360 grados. Sello discográfico, distribuidor, tienda… Creo que están haciendo un buen trabajo con sus reediciones. Jimi (propietario de Subwax BCN)  y yo, nos conocimos a través de un amigo en común en 2015. Me gustó mucho su establecimiento y el hecho de que él fuera muy abierto y entusiasta. Desde ahí empezó a surgir una buena amistad.

¿Qué te motivo a dar ese paso para que ellos se encargaran de firmar y distribuir Vibrant Forms III?

Por las razones antes mencionadas. Quisimos la reedición de Vibrant Forms II, lo cual logramos en febrero de 2016. Me gustó todo el entorno y le sugerí a Jimi, Vibrant Forms III, que lo puso muy feliz.

¿Qué tan importante es que una tienda de discos trascienda el plano de vender y distribuir música?

Esta es una pregunta que no estoy capacitado para responder, pero haré el intento. Diría que es un proceso que se ha desarrollado mucho en los últimos 15 años, donde se tienen tiendas de discos emblemáticas, que funcionan más como centros culturales, para distribuir su propio sabor de sellos en su rededor. Hard Wax siempre ha sido un lugar así, entre otros. Cuando una tienda de discos tiene cierta reputación y está siendo ecléctica en la música y sellos que representa, y atrae a figuras claves de la escena, entonces los discos se mueven con rapidez y con ello la difusión de noticias.

Entonces, ¿piensas que sería bueno si las tiendas de discos especializadas en música electrónica crean un sello para apoyar artistas locales?

Creo que una buena tienda de discos debe de apoyar a los artistas locales, así como a los artistas no locales. Creo que lo que hace a una tienda buena, es complacer las necesidades de sus clientes al igual que estar por delante en el juego. Pero todo esto es hipotético, no es mi tipo de trabajo así que sólo puedo asumir eso.

¿Haz pensando en la línea estilística y el tipo de material sonora que captura y ofrece el álbum?

El material en Vibrant Forms III era una continuación de Vibrant Forms II. He trabajado sobre ello durante unos años. En cuando a composición y producción, comparte el mismo acercamiento que los dos trabajos anteriores. Empecé a trabajar en algunas nuevas ideas y motivos que condujeron a ello. Para mí, en la serie  Vibrant Forms, siempre está el proceso de permitirle espacio a los sonidos para respirar e interactuar unos con otros. Esos álbumes en conjunto comparten la misma filosofía, de cómo las decisiones momentáneas pueden dar luz a nuevas ideas. Accidentes, que pueden, al final, tener un papel clave.

 

Para mí, en la serie  Vibrant Forms, siempre está el proceso de permitirle espacio a los sonidos para respirar e interactuar unos con otros.

 

¿Qué herramientas utilizas para producir tus tracks? ¿Son las mismas que empleabas en el ’95 para componer tus épicas contribuciones al catálogo de Chain Reaction?

Sí, es la misma configuración: máquinas análogas y digitales, mixer y efectos. Patrones repetidos, manipulados por una mesa de mezcla en tiempo real para crear motivos musicales.

En tus producciones predomina el aroma a 90′s, a la época dorada del techno experimental. Hoy en día, ¿cuáles son esas influencias o artistas que han estado haciendo cosas buenas y la gente debe seguir más de cerca?

Realmente me gusta la estética de Sebastian Mullaert, creo que es un artista muy fino.

Para terminar, añade un concepto al frente de cada palabra:

Origen: Principio de la vida.
Mentira: Final de la constructividad.
Basic: Un conocimiento o función no específica promedio.
Fundamental: Un conocimiento o funcionalidad obligatoria en específico.
VIP: Un hábito estropeado y herramienta de mercado.
Streaming: Futuro.
Elemental: Los primeros pasos.
Vinilo: Huele, agarra, pincha, mira.
Presente: Se ha ido 2, 3, 4, 5, 6…
Festivales: ¡A la gente le gusta salir afuera!

¡Gracias!

No more articles